Paso a paso para llevar a cabo el llenado a presión del motor con aceite

Al reacondicionar un motor se queda sin aceite, por lo que al arrancarlo por primera vez, debe suministrarse aceite a todas las posiciones de cojinete lo más rápidamente posible para evitar averías.

Road House

Road House

Cómo realizar el llenado a presión del motor con aceite

Siempre es importante la lubricación del motor de un vehículo, pero aún más si cabe cuando se lleva a cabo una reparación de entidad como es un reacondicionamiento completo, ya que antes de la primera puesta en marcha del motor hay que llevar a cabo el llenado a presión con aceite del sistema. Un procedimiento complejo, con algunas particularidades, no solo en el proceso en sí, sino también en lo referente a los accesos que deben utilizarse para el llenado de aceite o por qué deben retirarse el cárter de aceite y las cubiertas de la culata cuando se comprime aceite en el motor reacondicionado.

Como puede suponerse, cuando se realiza un reacondicionamiento de un motor, no hay aceite en su circuito. Así, con el objetivo de que el lubricante llegue a todas las posiciones de cojinete tan rápido como sea posible, hay que llevar a cabo un procedimiento a la hora de arrancar el motor por primera vez. Este consiste básicamente en purgar los canales de aceite del motor, de su filtro y de su enfriador, así como llenarse antes con aceite, un proceso que garantiza que haya una lubricación suficiente de las posiciones de cojinete, tras unas pocas vueltas, y se eviten las averías que provocaría la falta de lubricación en el motor.

Cómo llevar a cabo el proceso de llenado de aceite a presión

Lo habitual es que un taller de electromecánica disponga de un aparato de llenado de aceite con acumulador de presión para llevar a cabo este tipo de operaciones.

El primer paso del proceso es llenar el depósito con el aceite prescrito por el fabricante, cerrar la llave de paso y generar una presión de aproximadamente 2,5 bar con una bomba manual o un equipo de presión de aire conectado. Hay que tener en cuenta que para ejercer de empalmes para el llenado a presión servirían tanto los tapones de cierre del canal de aceite como los empalmes del interruptor de presión de aceite, pero siempre que sea posible, el profesional del taller debe utilizar un empalme que esté delante del filtro de aceite.

A continuación, debe comprimirse el aceite con la presión más constante posible en la tubería de alimentación de aceite del motor. Eso sí, siempre hay que tener presente que el nivel de aceite del depósito de llenado nunca debería bajar del nivel mínimo para evitar averías y, en el caso de que se aspire aire, debe repetirse el proceso. Y como recomendación previa, también debe realizarse el llenado a presión del motor sin cárter de aceite ni cubierta de la culata, ya que de esa forma se puede visualizar a qué posiciones de cojinete ha llegado el aceite.

Por último, el aceite se bombea al motor hasta que sale por los puntos de lubricación más alejados de la bomba de aceite y, tras cerrar el circuito de aceite, debe realizarse la primera puesta en marcha lo antes posible para evitar problemas futuros.

Posts relacionados

¿Quieres aparecer en Road House km0?

¿Qué hace a un buen taller destacar? Cuéntanos tu historia y aparece en Road House km0.

Más contenidos relacionados en Road House km0

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No hay comentarios

    ¿QUÉ NECESITAS?

    ¿Seguridad? ¿Frenos? ¿Consejo experto en seguridad y aftermarket?
    Ideas útiles para el profesional del taller y el aftermarket.

    ¿Quieres aparecer en Road House km0? 

    ¿Qué hace a un buen taller destacar? Cuéntanos tu historia y aparece en Road House km0.